Marruecos +212 670 252 885

Ruta 8 dias desde Tanger a Marrakech: descubre los simbolos de Marruecos

Itinerario

Dia 1: Tánger – Tetuán - Chefchauen:

Llegada a Tánger y recogida en el puerto o aeropuerto de la misma ciudad. Salida hacia Chauen, parada en Tetuán, una antigua ciudad española, y llegada a Chauen. Pasearemos por sus calles, entre sus antiguas casas de color azul y blanco, y contemplaremos sus vistas panorámicas. Alojamiento y desayuno en el hotel y cena en la plaza de Chauen.

Día 2: Chefchaouen - Ruina romanas - Meknez - Fes:

Saldremos hacia Fes, bordeando el bosque de Rif y llegaremos a las ruinas de la ciudad romana de Volubilis. Visitaremos las ruinas con guial local (opcional). Continuaremos hacia Meknés, ciudad que alcanzó su apogeo gracias al Sultan Mulay Ismail. Visitaremos el palacio y la puerta famos de Bab Mansour, Dar El Maa y el Granero. Despues continuaremos hacia Fes.

Día 3: Fes - Fes:

Por la mañana despues del desayuno nos recogera el guia local para visitar la ciudad de Fes, la mas antigua de Marruecos. De su medina sentiremos que el tiempo retrocede, la estructura gremial sigue estando presente en el trabajo, la estrechez de sus calles no permite otro medio de transporte que los asnos, y un constante hormigueo de gente se mueve por las laberínticas callejuelas, en medio de las cuales nos sorprenderán barrios como el de los andaluces, magníficas mezquitas y escuelas coránicas. Fes ha estado siempre asociada al estudio y a la religiosidad, y sigue siendo la capital espiritual de Marruecos. Tras visitar la medina, otra opción es caminar sin rumbo por las calles de Fes-Jdid, donde se encuentran el palacio real, la mellah y la mezquita más antigua de Fes. Alojamiento en hotel o riad.

Día 4: Fez - Ifrane - Azrou - bosque de Monos - Erfoud - desierto:

Desde Fez iremos hacia el Atlas Medio, a visitar Ifrane, conocida como la Suiza de África. El siguiente pueblo será Azrou "la roca", pueblo berberisco conocido por su artesanía, alfombras y escultura en madera, luego llegada a Midelt. Se sigue el camino por el Tizi Talghemt o Cuello del Camella, a 1.907 metros de altitud. El relieve es impresionante, las montañas están completamente desnudas, revestidas de un abrigo púrpura. Desde aqui atravesaremos el palmeral de Tafilalet hasta el palmeral de Erfoud. Llegaremos al desierto por la tarde donde cambiaremos el 4x4 por dromedarios y atravesaremos el desierto hasta llegar a las haimas donde pasaremos la noche. Cena y alojamiento en las haimas.

Día 5: desierto Erg chebbi - Rissani - Garganta de Todra - Valle de Rosas - Palmeral de Skoura - Ouarzazate:

Salida por la carretera hacia el palmeral de Rissani y Jorf situado sobre la orilla derecha del Ued Ziz, luego seguiremos hacia el Ksar de Touroug, encuadrado por espectaculares oasis. A continuación pasaremos por Tinejdad antes de alcanzar a Tinerhir. Después de comer pasearemos por las gargantas del Todra. A continuación iremos por el precioso valle Boulmane Dades visitando Kelaa Me Gouna (Valle de las Rosas), en pleno esplendor durante el mes de Mayo. Llegada a Ouarzazate, posibilidad de visita a la Kasbah de Taourirt que fue residencia del Pachá de Marrakech.

Día 6: Ouarzazate - Ait Ben Haddou - Talouet - Marrakech:

Nos dirigiremos a Marrakech por el cuello Tiz-in-Tichka, "el cuello de los pastos". La pendiente se efectúa por una pista alternativa con opción de visitar la famosa kasbah de Ait Ben haddou, un castillo declarado por la Unesco patrimonio de la humanidad. Después seguiremos nuestra ruta hacia la Capital de El Pachá de Marrakech, visitaremos su palacio localizado en la kasbah de Talouet. Cogeremos la carretera de las curvas del puerto de Tizi n Tichka que ofrece un panorama espectacular, con multitud de colores sobre el llano del Haouz. Llegada a Marrakech. Alojamiento en hotel o riad.

Día 7: Marrakech - Marrakech:

Por la mañana visitaremos la ciudad que dio nombre a Marruecos. Se extiende ante el majestuoso Atlas previsto de cumbres nevadas una parte del año. Su destino se vincula con la de las distintas dinastías que se suceden y su tradición de metrópolis política, económica y cultural siempre ha dominado la historia del Magreb. Marrakech es también una ciudad espectáculo, donde hay fiesta permanentes como se puede ver en la famosa Plaza Jemaa el Fna, que desde hace varios siglos constituye el teatro popular más increíble del mundo: encantadores de serpientes, músicos, bailarines, cuenta cuentos, pitonisas, actores, adivinos. En Marrakech hay infinidad de sitios para visitar, por ejemplo, Medersa Ben Yussef, la Menara, el Museo de Dar Si Said, el Jardín del Agdal, las Tumbas Saadianas y los Palacios Badi y de la Bahia. Tarde libre para disfrutar de la famosa plaza. Noche en hotel o riad.

Día 8: Fin de circuito:

Salida de Marrakech y traslado al aeropuerto.